miércoles, 9 de mayo de 2012

DESCONGELAR CRUSTÁCEOS




Para que la cabeza y las patas de los crustáceos no quede negras al descongelarse, deben sumergirse en agua de mar, pero si no dispones de ella puedes prepararla en casa: para que el agua corriente tenga la misma proporción de sal que la de mar, llena un recipiente con agua, pon un huevo crudo dentro y añade sal hasta que el huevo flote, introduce el marisco que quieras descongelar y mete el recipiente en el frigorífico para que la descongelación sea lenta. Si los vas a cocer échalos directamente en el agua hirviendo. Este método sirve tanto para los crustáceos de cuerpo alargado, bogavante, langosta, cigala, gamba, langostino, como los de cuerpo corto, cangrejo, nécora, buey de mar, centollo, percebe.



0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Mi lista de blogs

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...